5/5/18

Concentración con motivo del Día Internacional contra la LGTBfobia


El Día Internacional contra la Homofobia, Transfobia y Bifobia (en inglés, International Day Against Homophobia, Transphobia & Biphobia, IDAHOTB) se celebra el 17 de mayo para conmemorar la eliminación de la homosexualidad de la lista de enfermedades mentales por parte de la Asamblea General de la Organización Mundial de la Salud (OMS), lo que tuvo lugar el 17 de mayo de 1990.

Por ello, XEGA convocó por decimotercer año una concentración ciudadana que tuvo lugar el jueves 17 de mayo de 2018, a las 19:30 horas, delante del Teatro Campoamor (Calle Pelayo de Oviedo).

La Asociación asturiana, que conmemoraba desde 2005 este día contra la LGTBfobia, pretendía alertar sobre la situación de extrema gravedad que todavía vivían las personas LGTB+ en un elevado número de países. XEGA también alertaba de que las discriminaciones hacia este colectivo eran variadas y persistentes, sobre todo hacia las personas trans, y demandaba por ello a los grupos parlamentarios de la Junta General del Principado que agilizasen la tramitación de la Ley Integral Trans en Asturias.

La transexualidad seguía siendo considerada una enfermedad mental. El próximo uno de junio la OMS tenía previsto publicar su nuevo catálogo de enfermedades, el CIE-11, y con ello podría finalmente despatologizarse la transexualidad.

“En más de un tercio de los países del mundo ser una persona LGTBI supone un grave peligro. En 72 de ellos se castiga con pena de cárcel; e incluso en 8 países −Sudán, Sudán del Sur, Somalia, Irán, Mauritania, Arabia Saudí, Yemen y algunos estados de Nigeria− está castigado con la pena de muerte. Exigimos a la Organización de Naciones Unidas y a la Unión Europea una implicación directa para erradicar esta lacra” declaró Yosune Álvarez, Coordinadora de XEGA.

La Asociación mostró también su preocupación ante las 179 personas trans asesinadas en el continente americano en los últimos años, según la Asociación Nacional de Travestis y Transexuales de Brasil (ANTRA); lo que suponía un aumento del 15% con respecto a 2016 y convertía a Brasil en el país más violento de América, seguido de México con 56 casos. Por su parte, Estados Unidos había sufrido un incremento del 86% en violencia hacia el colectivo LGTB+, siendo registrados 52 asesinatos, el 54% de ellos hacia personas no cisexuales.

En cuanto a la Unión Europea, todavía había 18 países en los que las personas trans debían someterse a esterilización. Del mismo modo, en 35 países de Europa las personas trans recibían un diagnóstico mental. “Solicitamos a la Unión Europea y al Consejo de Europa que garanticen la dignidad de las personas trans y eliminen todas las trabas que seguimos encontrando en el libre desarrollo de nuestra identidad y autodeterminación de género”, añadía Mané Fernández, vicepresidente de FELGTB y hombre transexual.

En lo referido a la situación en el Estado español, XEGA destacó que las cifras de delitos de odio por motivo de orientación sexual, identidad o expresión de género eran cada vez más altas y las víctimas no contaban con un amparo legal lo suficientemente garantista. Según la Organización para la Seguridad y la Cooperación en Europa (OSCE), la orientación sexual e identidad de género era el segundo motivo para ser víctima de un delito de odio.

En cuanto a la educación, el acoso escolar por LGTBfobia era el principal motivo del alumnado para plantearse el suicidio. Ante esta situación, XEGA insistía en la necesidad de incluir formación obligatoria en los colegios e institutos relativa a la diversidad sexual, de género y familiar para atajar esta problemática.

Carteles

Banners

Imágenes